Como Protegerse De Las Influencias Negativas Sobre La Mente

Para la autoprotección contra las influencias negativas, tanto si son de tu propia producción como así también del resultado de las actividades de ciertas personas negativas que te pueden rodear.

Primero, debes reconocer que dentro de tí posees una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica, adivinaste? Si, es la voluntad, y utilizarla constantemente hasta que logres construir un muro de inmunidad en tu propia mente contra esas influencias negativas.

Segundo, debes reconocer el hecho de que eres por naturaleza al igual que todo ser humano que habita este planeta, perezoso, indiferente y susceptible a todas las advertencias que armonicen con tus debilidades.

Tercero, debes reconocer también que eres, por naturaleza, susceptible a todos y cada uno de estos temores básicos del hombre: El temor a la pobreza, el temor a la crítica, el temor a la enfermedad, el temor a la vejez, el temor a la pérdida del amor de alguien y el temor a la muerte. Luego de reconocerlos, debes cosechar en tu actitud hábitos que te permitan contrarrestar los anteriores temores.

Cuarto, Reconoce que las influencias negativas actúan a menudo sobre tí a través de tu propia mente subconsciente y sin querer puedes ser víctima de estas, por lo que debes mantener la mente bloqueada contra todas aquellas personas que podrían desanimarte o deprimirte, ya sea de una forma o de otra. Esto también va contra las influencias negativas de los medios de comunicación.

Quinto, Limpia tu armario de medicamentos, tira a la basura todos los frascos con píldoras, y deja de ser indulgente con los resfriados, los dolores y las enfermedades imaginarias.

Sexto, busca deliberadamente la compañía de personas positivas que eleven en tí el impulso propio, rodeate de gente con valor y autoestima propia, ayuda al necesitado para que puedas valorarte en tí y en los demas.

Séptimo, no esperes problemas, ya que éstos tienen tendencia a no desilusionarte.

En conclusión

La debilidad más común de los seres humanos es la costumbre de abrir sus mentes a las influencias negativas de otras personas. Esta debilidad se convierte más nociva en cuanto que la mayoría de la gente no se da cuenta de que han sido maldecidos con ella, y muchos de aquellos que la reconocen, descuidan el mal, o -se niegan a corregirlo hasta que se convierte en una parte incontrolable de sus hábitos cotidianos.

Fuente: Napoleon Hill

 

Leave a Reply