Los Conflictos Son Una Parte Saludable De Todo Matrimonio

Y siempre habrán problemas en cualquier relación por muy sana que parezca, pero estos encienden más aún la llama del amor y de la unión por difícil que parezca.

Lo importante es cómo los manejes

En un estudio realizado en Florida con parejas que llevaban mucho tiempo juntas, la habilidad para resolver problemas entre los dos fue un factor clave en 70 por ciento de las uniones satisfechas, sólo 33 por ciento de las parejas insatisfechas dominaba esta habilidad.

Con la actitud y las herramientas correctas, los conflictos abren la puerta hacia una mayor intimidad: la oportunidad de ser visto y amado por lo que realmente eres y de aceptar a tu pareja, con todo lo adorable y vulnerable que es, y construir una unión sólida sin que nadie se guarde las cosas o se derrumbe.

Lo primero es evitar la crítica, la confrontación y la hostilidad

Investigadores de la Universidad de California que estudiaron a 79 parejas por más de una década descubrieron que quienes se divorciaron pronto peleaban larga y escandalosamente, y siempre estaban a la defensiva o listos para atacar.

Por su parte las parejas felices no verbalizan los pensamientos críticos, impiden que las discusiones se salgan de control, y no usan palabras como “nunca” y “siempre”.

Consejos

Si tienes una pelea, trata de cambiar el tema, ponle un poco de humor al momento, o muestra a tu cónyuge empatía o un aprecio especial. Si es tarde para esto, pide una tregua, aléjate y tranquilízate.

 

Leave a Reply